©Antonio Sureda Milan

 

 Quitar colores  Imprimir comentario 

Caminos de Miramar y sa Foradada
(Valldemossa)

16 de febrero del 2009

Galería de Fotografías

Calcula los usuarios online de tu web o blog

Índice de excursiones

Sin track

Prologo:

Antes que nada decir que mas que una excursión es un bonito paseo dividido en dos pequeñas etapas, la primera es descender desde Son Marroig por al camino tradicional de sa Foradada, para a media bajada emprender de nuevo el ascenso por un desconocido y escondido sendero.

La segunda  es hacer el camino que nos lleva desde Ca Mado Pilla hasta las inmediaciones de las casa de Miramar.

Queda pendiente para otra ocasión preparar esta ruta mas concienzudamente y llegarnos a ver "Es Pontets de sa font Cuberta y otra serie de miradores que me constan en la zona.

 

Dificultad según el método M.I.D.E  del itinerario: 

Guía: Antonio Sureda

Inicio: Salimos desde Palma en dirección a Valldemosa, continuaremos hacia Deiá y nos detendremos en el aparcamiento de Son Marroig (miradores de sa Foradada),Carretera C-710 Km. 65,5 aprox. 

Posteriormente al acabar la primera etapa nos dirigiremos con el vehículo hasta el aparcamiento del hotel encinar (antigua Ca Mado Pilla) Km. 68,3, donde el  vehículo.

Tiempo total acumulado: dependerá de lo que nos enredemos en los miradores.

Material:  Se puede afrontar con unas deportivas, aunque es aconsejable si se dispone de ellas usar botas de montaña, la ropa que el día aconseje.

Mapa: Alpina E-25 Tramuntana central.

Mejor época: cualquiera

Recomendaciones:  Llevar el agua necesaria.

(circular):  No

Estos caminos tienen continuidad, así que podremos combinarlo con cualquiera e las rutas que hacen referencia a Sa Foradada de esta Web.

Ver mapa más grande

Descripción del Itinerario

Esta Excursión es un buen ejemplo de un recorrido que se puede hacer en un par de horas tranquilamente , o alargar el tiempo merendando, disfrutando del paisaje, haciendo fotos etc.

La primera etapa la iniciaremos dejando a la derecha casas de Son Marroig, para dirigirnos al portillo con barrera metálica y botador que nos da acceso al tradicional camino de sa Foradada.

El camino que enseguida empieza a descender primero pasa por un llano de olivar en el que vemos una casa al fondo (por el otro lado de este olivar y quedándonos la casa a la izquierda saldremos de nuevo a este punto al regreso), pero e momento seguimos avanzando, justo antes  la siguiente curva cerrada a la izquierda podremos detenernos un momento en el bonito mirador con mesa y banco de piedra. retomamos el descenso hasta que encontremos a nuestra izquierda una gran pared rocosa con formaciones calcáreas y con evidentes marcas de humedad, al acabar la pared veremos unos escalones de piedra también a la izquierda que ascienden y nos introducen en un sendero con mucha vegetación, el sendero es bastante fácil de seguir, en muy poco tiempo nos fijaremos que saliendo de la senda por la izquierda momentáneamente y caminado pegados al acantilado haremos un paso bonito y algo aéreo pero sin ninguna dificultad técnica que nos colocará en el mirador natural de sa Trona, Tomadas las fotos de rigor retrocedemos hasta tomar de nuevo la senda en ascenso, encontraremos algunos escalones mas y subimos fuerte pero fácil y pronto llegamos al mirador de s'Ull, llamado así porque desde el solo se ve "s'Ull" el ojo (agujero) de sa Foradada.

Dejado el mirador continuamos el sendero hasta que de pronto se acaba dentro de un torrente empedrado muy bonito de aporismadamente un metro de ancho por 2 de alto, caminamos encajonados en el ascendiendo , ahora mucho tendido, cuando el torrente parece acabar (que no acaba) pero hace una especie de escalón por el que es difícil progresar salimos por la derecha, rodemos una pared también por la derecha sonde veremos que tiene un derrumbe que nos facilita cruzarla  y giramos a la izquierda enseguida que podamos (de nuevo hacia el torrente)  para ahora cruzarlo por encima, si miramos un poco se pasa a pie plano.  En este punto quizás tengais la única complicación,  pero si caminais, una vez cruzado el torrente en diagonal derecha (teniendo el torrente a la izquierda), buscando la parte alta del terraplén que tendréis delante, justo al superarlo estareis al lado de la casa que comentemos al principio de la ruta, solo queda cruzar el olivar y ya estais al principio del camino, que caminais ahora hacia la barrera por la que comenzamos.

 

Para comenzar la segunda etapa, tomaremos el coche y  en dirección a Palma nos detendremos en el aparcamiento del hotel Encinar, una vez aparcado caminaremos hasta el final del limite del hotel en dirección a Palma por la derecha de la carretera hasta que asomándonos veamos unas escaleras de piedra que en descenso van hacia un camino, (hay que asomarse porque han cerrado el acceso y hay que saltar el murete, pero es muy fácil).

Terminada de bajar la escalera la ruta discurre por unos senderos y caminos que pasan por lugares muy interesantes que nos sorprenderán para quien los desconozca. el Archiduque Luis Salvador nos dejo este patrimonio que ahora dejamos que quede en el olvido. Como comente en el prologo desde el inicio se puede tomar como punto de partida detrás rutas de mas envergadura, como por ejemplo bajar al mar e ir bordeando la costa hasta sa Foradada o retroceder hacia S'Staca y subir por el camí de sa Barrera de sa Marina, rutas también detalladas en esta Web.

Hay que recordar que toda la ruta trascurre por fincas privadas, por lo que procuraremos que no se note que hemos pasado, y seremos de lo mas respetuosos con sus propietarios.

Pronto llegamos al mirado des Pí llamado asi por tener un pino en medio mismo del mirador. Desde el hay una bonita vista sobre la casa de s'Estaca. Continuamos por un senderillo con muchos árboles caídos por los recientes temporales habidos en la isla.

En este tramo del sendero hay un cable para asegurarse. Aunque se puede pasar tranquilamente, sólo puede resultar dificultoso si algún miembro del grupo padece de vértigo, pero es muy fácil.

Tras dejar el paso del cable pronto llegaremos a una zona muy bonita del camino donde podremos descansar (si es que estamos cansados) estaremos al abrigo de las rocas y tiene bancos de piedra incluso restos de que se haya encendido una pequeña hoguera, cosa que no se debe hacer. En la próxima bifurcación del camino tomamos el desvío a la izquierda accedemos a un merendero.

Al otro lado del merendero hay unas escaleras y un puente cruzado este, estaremos en  la capilla del beato Ramón Llull. Está en muy mal estado y grave peligro de derrumbe,  pero al mismo tiempo le da un aspecto impresionante. (que lastima que este patrimonio tengamos que verlo en este penoso estado). La capilla esta en un pequeño espolón, se le puede dar la vuelta, con las precauciones lógicas por el estado de la construcción, y se puede considerar otro mirador por su situación privilegiada.

 

A partir de este punto descendimos hasta una barraca de carbonero y su correspondiente "rotlo de carbó"  para retomar otra senda por la parte mas alta a la que llegamos y unirnos mas tarde a ella retrocediendo los pasos hasta el coche.

 El Grupo lo formaron:

Maria y Toni

  

T. Sureda

 

Galería de Fotografías          Entrar a la galeria de fotografias          Índice de excursiones