©Antonio Sureda Milan

 

 Quitar colores  Imprimir comentario 

Puig de s'Evengèlica

por el Pas de sa Selleta

(Andratx)

23 de diciembre del 2014

Galería de Fotografías

Calcula los usuarios online de tu web o blog

Índice de excursiones

   
 

Descargar Track

Ficha de la ruta

Dificultad según el método M.I.D.E  del itinerario: 

Inicio: Estacionamos en el pequeño mirador que hay en el Km. 103 de la carretera Pollença-Andratx.

Guía: Antonio Sureda

Equipo: La ropa que el día aconseje, botas de montaña con buen agarre.

Mapa: Alpina Tramuntana Sur

Mejor época: Cualquiera, evitando los días de fuerte calor estival.

Distancia: 7,94 Km. - Subiendo 2,92 Km. - Bajando 4,58 Km.

Tiempo efectivo Subiendo: 1,56 h. - Bajando: 1,55 h. - Parado: 1,31 h. - En movimiento: 3,51 h.

Total acumulado: 5,29 h.

Altura máxima: 452 m.
Altura mínima: 54 m.

Desnivel Acumulado: 528  m.   Media en %: 17,72

Velocidad media: 1,45 Km./h.

Recomendaciones:

  • Haya o no fuentes en el recorrido, siempre recomiendo llevar agua propia (mejor bebida isotónica).

  • No lleveis perros.

  • No dejeis rastro de vuestro paso.

  • Recordar dejar todas las barreras que encontreis tal cual estén.

  • Respetar siempre la propiedad privada, en caso de encontrar algún propietario de las fincas que transitamos, seguir sus indicaciones.

Precauciones:

  • Abandonar o no empezar si las inclemencias son adversas, tener en cuenta que en montaña la meteorología puede cambiar radicalmente en pocos tiempo.

  • La mayor dificultad la encontraremos en la dureza de la subida y en localizar el Pas de sa Selleta.

  • Avisar de la ruta que se va a recorrer antes de la salida a parientes o algún amigo.

  • Nunca ir solo.

Prólogo

Antes que nada quiero agradecer a Andreu Magraner y Llorenç Soler, el haberme facilitado toda la información necesaria para realizar esta y ruta, y hacer notar que el texto de la descripción, es una traducción al castellano del original mallorquín, en el que tan solo lo he adaptado al track y realizado unas pequeñas modificaciones, por lo cual a ellos y su trabajo desinteresado le debemos esta bonita caminata.

El puig de s'Evangèlica es un buen ejemplo de cómo está configurada la costa norte. Es un sector abrupto, que termina en acantilados de más de cien metros y torrenteras bravas, umbrías y cubiertas de vegetación.

Sabemos que hay rutas que se han hecho posibles tras el incendio de la zona de Andratx y Estellencs. Más concretamente en el Puig de s'Evangèlica, por eso es que nos hemos decidido a recorrer esta zona casi inaccesible cuando estaba cubierto de bosque y monte bajo.

Descripción de la excursión

Tras aparcar en el pequeño mirador (Wp.01), justo bajo los Riscos de en Barrina, el lugar es conocido como el Corral Fals, lo primero que llama la atención es ver estas montañas peladas, con muchos pinos muertos, chamuscados, esperando que los retiren para hacer leña. Ante nosotros tenemos una ladera de roca, llamada "sa Monja", repleta de pinos no muy grandes y todos quemados. Pero también el verdor fresco de brotes tiernos de las carrizos y los palmitos. Nosotros vamos a buscar el camino, que arranca justo un poco más abajo, y que después de cruzar el torrente de sa Llova, nos llevaría hasta cala ses Ortiges, pero nosotros no llegaremos. Es un camino de carro de buena entidad, tiene márgenes con pared seca de sostenimiento suficientemente grandes y disfrutamos de las primeras vistas excepcionalmente amplias por la falta de bosque. No dejaremos el camino hasta llegar a una doble curva donde hay un hito a la izquierda (Wp.02-17'9, tomamos esta bifurcación que enseguida se consolida como camino de carro, orientado al oeste, el camino es claro y sencillo y nos lleva a cruzar lo que queda del pinar de en Camisa. Sólo diez minutos más tarde el camino de carro muere en un llano donde encontramos una carbonera. Pronto localizaremos algún hito que nos mantiene orientados a oeste y, sin perder altura, vamos a cruzar una pequeña coma, iremos derecho a los acantilados rojizos que tenemos a la vista. La zona que cruzaremos tiene muy pocos pinos, algunos quemados. Pero hay una auténtica alfombra de palmitos bien verdes y brillantes.

Llegaremos a una nueva coma, mucho más empinada y marcada que la anterior, localizaremos algún hito que nos ayudará a subir por un terreno inestable. Entre palmitos verdes y matas muertas, entre tierra suelta y pequeñas piedras resbaladizas, la pendiente es considerable pero no hay peligro. Serán unos diez minutitos de concentración y esfuerzo, pasados estos tenemos que seguir subiendo para vencer las últimas paredes de roca, donde la pendiente se suaviza algo, pero seguimos subiendo mucho. cuando parece no haber salida la canal llega a un paso entra rocas, estamos en el Pas de sa Selleta (Wp.03), si nos fijamos bien, iremos viendo restos escasos, de un antiguo camino, cuatro piedras y poco más, hemos tardado unos 30' desde el Wp. anterior.

Continuamos ascendiendo y a los 13' llegamos a un extraordinario mirador natural (Wp.04). Ahora se trata de subir directos a la cota de los 286 m/s/n/m., el terreno permite caminar por doquier es un roquedal no muy agresivo ni de piedras grandes, pendiente no muy empinadas y abundancia de tierra. Todo bien limpio gracias al fuego y salvo el esfuerzo de la subida, no encontraremos ningún obstáculo notable, en cambio sí que disfrutamos de las vistas de la costa y Els Penyals de s'Evangèlica. En unos 16' alcanzaremos la cota 286 (Wp.05), desde donde tenemos una amplia vista de la gran vaguada de s'Evangèlica, que nos queda a poniente, al fondo vemos el torrent de s'Evangèlica y un camino de carro que muere en los acantilados de la costa junto a una carbonera, algunas carboneras y un horno de cal. Lo que nos rodea es todo accesible y solo tenemos que descender faldeando un poco la ladera hasta el torrente  para cruzarlo hacia una carbonera al otro lado del torrente que es bien visible y subir por el tercer lomo, empezando a contar desde el mar.

Descenderemos, buscando los mejores pasos y orientados al lomo del otro lado que tenemos que subir. Es una bajada bastante cómoda y rápida hasta cruzar el torrente (Wp.06-20'). Aquí abajo encontramos un camino ancho, de carro, que lo veremos subir claramente por el lado sur, haciendo anchas zigzags para salir por el terreno abancalado llamado Ses Bardas, No hemos de seguirlo, nosotros cruzamos el torrente y ascendemos sin más, debemos trazar amplias lazadas para mitigar un poco esta subida, que tampoco es que sea demasiado pesada. Al igual que todo el terreno quedan pocos pinos, la mayoría quemados, tan solo los palmitos y el carrizo han sobrevivido.  A los 30, llegaremos a la segunda carbonera de esta ladera que ascendemos (Wp.07), continuamos y llegamos en 10' mas a la tercera de las carboneras (Wp.08), desde esta carbonera arranca un camino de carro, bueno de seguir y cómodo, cuando se bifurca tomaremos al norte. Llegaremos a otra carbonera impresionantemente limpia con perfecto piso empedrado, el camino ha terminado.

Ahora nos dirigiremos a la máxima cota de la ruta es la cota 449 s/n/m (Wp.09-12'), caminaremos por terreno amable, con abundancia de tierra y rocas no muy grandes ni incómodas. Desde esta cima vemos el valle des Rajolí, el Comellar d'en Corso, i es de sa Gixera, una vista amplia y limpia.

Desde aquí arriba tenemos el próximo objetivo bien a la vista, se trata de ir coronando las diferentes cotas, o cimas, pasando por el Puig de s'Evangèlica, cruzaremos el collado no muy bajo, conocido como Es Corralot (Wp.10-11'), donde hay restos de barracas y cerrados para el ganado, también tendremos a la vista algunos bancales. Llegar Puig de s'Evengèlica (Wp.11-14') no presentará complicaciones. Seguiremos la cresta de las cumbres que nos llevan a trazar media luna por lo que las vistas van cambiando de perspectiva. Las paredes de piedra en seco han quedado desnudas de la garriga y bosque que los tapaban y podremos ver toda una red de senderos hacían posible el trabajo de los carboneros, que mantenían a raya el bosque. También tenemos a la vista, hacia el suroeste, el Puig des Moltó y el des Campàs. Mientras que en el sureste, dominando toda la región, vemos sa Mola de s'Esclop y el Moletó.

Descenderemos de la cima y cruzaremos un terreno llano de pinos de buena medida, todos quemados. Una de las posible rutas de descenso es por rocas de sa Monja, otra por Sa costa desde Frare (Wp.12-19'), que será por donde nosotros bajaremos, hay una tercera opción de descenso por un camino de carro, pero va al suroeste y nos aleja de los vehículos. Nosotros tomamos al este y cruzamos el gran llano, llegaremos al punto donde comienzan las rocas escalonadas, abajo veremos la carretera donde tenemos que llegar, el terreno, aunque tiene mucha pendiente, es accesible y fácil de descender. Alcanzada la carretera (Wp.13-8'), solo nos queda llegar al un atajo de la carretera (Wp.14-4'), e ir a recuperar los vehículos y dar por acabada la ruta.

 El Grupo lo formaron:

Ana, Marga, Pep Oliver, Tomeu Pippos, Pep Sellés, Pep Oliver, Pepín, Jesús, y Toni

A. Sureda

 Galería de Fotografías          Entrar a la galeria de fotografias          Índice de excursiones